Segado (MC) anuncia la incoación del procedimiento de declaración de BIC a favor de la basílica de la Caridad

Producto de su trabajo en defensa del patrimonio, MC presentó el pasado mes de marzo en el Pleno municipal una moción para que se instara a la Dirección General de Bienes Culturales de la CARM a llevar a cabo la iniciativa

El concejal del área de Cultura y Patrimonio, Ricardo Segado (MC), ha anunciado esta mañana que la Dirección General de Bienes Culturales de la Comunidad Autónoma ha resuelto incoar el procedimiento de declaración de Bien de Interés Cultural, con categoría de monumento, a favor de la basílica de Nuestra Señora de la Caridad.

No obstante, el propio Segado fue quien presentó al Pleno municipal en marzo de 2017 una moción para instar a la CARM en este sentido, iniciativa que fue aprobada y posteriormente tramitada para ponerla en conocimiento de la administración competente.

Según el edil, esta incoación “supone una inmensa alegría para los cartageneros, que verán así protegida una parte esencial de su patrimonio, ya que la Caridad es una construcción muy querida y respetada en la ciudad. Un templo donde se da culto, pero que a su vez encierra un gran valor patrimonial   consistente en el importantísimo legado pictórico que Manuel Wssell de Guimbarda dejó allí, como el ‘Tríptico de la Asunción’, sumado a las capillas de las Ánimas y de la Comunión, esculturas de Juan Porcel, la imagen napolitana del siglo XVIII de la Virgen de la Caridad y el propio trabajo constructivo de Tallarie”.

Igualmente, el responsable del área de Cultura y Patrimonio añade que “siguiendo con la defensa del patrimonio de la que viene haciendo gala MC, quiero destacar el trabajo de los coordinadores de Cultura y Patrimonio de nuestra formación, con los que giré visita al templo para comprobar la riqueza patrimonial que acoge, con el objetivo de poder documentarla como paso previo a la moción que presentamos al Pleno, cuyos frutos recogemos ahora”.

Templo neoclásico

El templo, de estilo neoclásico y plata circular, fue inaugurado en 1893, aportando el importante adelanto para la época de contar con una estructura metálica como soporte de la gran cúpula que posee.

Respecto a su ámbito constructivo, podemos indicar que cuenta con fachada de tres ejes, pilastras y un frontón curvo en el paño central, así como que el templo conserva elementos de la antigua iglesia del siglo XVIII.

La basílica da cobijo a un significativo número de obras de Wssel de Guimbarda de gran valor pictórico, entre las que se encuentran los trípticos de la Asunción y la Inmaculada; los lienzos de Santa Teresa y San Juan de Dios, y los cuadros de Santa Clara y San Agustín. También destacan los cuatro evangelistas pintados en las pechinas de la capilla de las Ánimas o los Cuatro Santos de Cartagena del camarín del altar mayor.

Cabe destacar la capilla barroca de las Ánimas, con su cúpula hemisférica y decoración en madera, así como la capilla de la Comunión, con su magnífico retablo. Y de entre la obra escultórica que cobija el templo destaca el grupo de la capilla de las Ánimas del XVIII, atribuido a Juan Porcel; y una talla del XVIII de San Antonio de Padua atribuida a Salzillo, además de la imagen de la patrona de Cartagena, la Virgen de la Caridad.

Desde el año 2012, el templo tiene el título de Basílica Menor, concedido por el papa Benedicto XVI.

Declaraciones de Ricardo Segado sobre la basílica de la Caridad

interiorbasilicacaridad-1 interiorbasilicacaridad-3

Translate »